Todos nuestros productos terminados pasan por las manos de nuestras mujeres y hombres trabajadores de las diferentes comunidades indígenas de la sierra Oaxaqueña.

Si te interesaría pedir alguno de nuestros productos, contacta con nosotros informándonos del lugar desde el que nos escribes y las cantidades de cada producto que te gustaría recibir.

Café

El café Pueblo del Sol se produce a 1250 msnm en San Gabriel Mixtepec, en la costa de Oaxaca. Las plantas de café son principalmente de la variedad Pluma y se cultivan en forma ecológica debajo de árboles que le proveen sombra y humedad, y a su vez esta actividad contribuye de manera importante a preservar la biodiversidad de México.

De noviembre a febrero los frutos maduros se cosechan manualmente y después se procesan bajo estrictos procedimientos hasta obtener cafés semilavados y honey.

La selección de los mejores cafés, así como su tueste y envasado se realizan en la finca procurando que a los hogares de las personas que elijen este producto lleguen granos recién tostados.

En taza los cafés superan los 84/100 puntos y predominan notas a cereza, miel y caramelo en fragancia/aroma, en sabor se perciben ciruela pasa, miel y granos de cacao, la acidez es cítrica y el cuerpo cremoso;  y sobresalen cuando se preparan en métodos de extracción artesanales.

Miel

La miel Pueblo del Sol se obtiene de 200 colmenas establecidas estratégicamente en bosques y cafetales de la finca localizada en San Gabriel Mixtepec, en la costa de Oaxaca. Las abejas salen a pecorear las flores de árboles y herbáceas como camarón, gacete, corralero, guapinol, sangualico, café, palo de tila, y mano de dante; toman agua de arroyos cercanos a los apiarios y en épocas de escases de flores se alimentan con su misma miel.

En marzo y abril se realizan extracciones manuales de miel, y cuando hay abundantes floraciones también se obtiene miel en diciembre y enero. A la miel extraída se le realiza una primera filtración con una criba para separar restos de cera de abeja o polen, posteriormente la miel filtrada se envasa en tambos en donde se deja sedimentar dos meses y posteriormente se hace una segunda filtración para finalmente envasarla en botecitos de 300 mL y ser llevada a los clientes.